PROCESANDO

Información FRANQUICIAS
¿No recuerdas tu contraseña? Registrarse

Iniciar Sesión

Hernias Discales

Hernias discales

 

Una hernia discal se define como la rotura total o parcial de las fibras del anillo de un disco intervertebral, dicha rotura ocasiona la salida de la sustancia gelatinosa (núcleo pulposo) de éste hacia el exterior, ocasionando la irritación de los nervios espinales adyacentes y por consiguiente los síntomas típicos de la hernia discal.

El proceso de formación de una hernia de disco consta de cuatro etapas de menor a mayor degeneración discal:

  1. degeneración del disco,
  2. prolapso o protrusión discal  
  3. extrusión discal
  4. secuestro del nervio.

Las malas posturas, los hábitos adaptados a lo largo del día y nuestro estilo de vida como estar excesivas horas sentado en el ordenador, realizar actividades como cagar cosas pesadas, actividades que impliquen rotaciones de la columna pueden favorecer la aparición de una hernia discal.

Síntomas

Los síntomas de la hernia de disco, pueden iniciarse de manera abrupta pasando a un cuadro de lumbalgia junto a dolor radicular (sensación de hormigueo o ardor irradiado). Suelen aparecer síntomas después de estar de pie o estar sentador por tiempo prolongado, por la noche o al estornudar, toser o reírse.

Hernias cervicales

  • Hernia discal C4-C5: Dolor y/o alteración de la sensibilidad en el hombro y cara lateral del brazo.
  • Hernia discal C5-C6: Dolor y/o alteración de la sensibilidad en la cara lateral del antebrazo que llega hasta los dedos pulgar e índice de la mano.
  • Hernia discal C6-C7: Dolor y/o alteración de la sensibilidad en parte posterior del miembro superior, tercer dedo y parte del cuarto dedo de la mano.
  • Hernia discal C7-D1: Dolor y/o alteración de la sensibilidad en la cara medial del antebrazo irradiado al quinto dedo y borde cubital del cuarto dedo de la mano.

Hernias lumbares

  • Hernia discal L1-L2: Dolor y/o alteración de la sensibilidad en cara anterior del muslo.
  • Hernia discal L2-L3: Dolor y/o alteración de la sensibilidad en cara anterior del muslo y rodilla.
  • Hernia discal L3-L4: Dolor y/o alteración de la sensibilidad en el muslo, la rodilla y la cara interna de la pierna.
  • Hernia discal L4-L5: Dolor en cara postero-lateral del muslo y lateral de la pierna hasta el dorso del pie y primer dedo.
  • Hernia discal L5-S1: Dolor irradiado por cara posterior del muslo y pierna hasta la planta y borde lateral del pie y quinto dedo, con alteraciones de la sensibilidad en las mismas zonas.

Diagnostico

Para su diagnóstico se realizan exámenes físicos por personal del área médica, acompañados de pruebas de imagen como radiografías, resonancia magnética o TAC.

 

El tratamiento estándar consiste de:

Reposo: Relativo y con la suspensión de actividades intensas y que puedan aumentar la sintomatología  

Tratamiento farmacológico: Uso de relajantes musculares, antiinflamatorios y analgésicos no esteroideos. Cuando el dolor es muy agudo y alguna raíz nerviosa está comprometida, está indicado el uso de corticoides esteroideos y/o opiáceos. En algunos casos, se administran inyecciones de esteroides epidurales.

Ortesis: el uso de ortesis como fajas y soportes lumbares ayuda a disminuir la sintomatología disminuyendo la carga de peso en la zona donde se encuentra ubicada la hernia discal distribuyendo la tensión del tronco.

 

Tratamiento en FISIOTERAPIA.

La fisioterapia ha demostrado ser de gran ayuda en el tratamiento conservador en hernias discales evitando llegar a procedimientos quirúrgicos. El objetivo en fisioterapia es disminuir la sintomatología del dolor y el ejercicio funcional y restablecer el movimiento.  

Múltiples son las  técnicas y tratamientos que se utilizan:

Termoterapia

Electroterapia

Terapia manual e instrumental

Hidroterapia

Pilates, ejercicio terapéutico y postural

Punción seca y acupuntura